Kaisgirls Ragua – Laguna Seca – Mirador de la Mosquera – Bayarcal

Las chicas son guerreras mastrinkais

Se están organizando, cada vez son más y andan más, buscan quien las acompañen en sus rutas pero su intención es clara: progresar, progresar y progresar. Esta pequeña exposición de motivos sirva como introducción a la crónica del domingo 12 de septiembre:

Los congrios (dícese de la unidad “familiar” formada por un congrio y una congria), contactan con Jordiman y planean una excursión en bici por la cuerda de nuestra Sierra Nevada almeriense, Montse y yo nos unimos rápidamente a la idea, Isa e Inma hacen lo propio y al momento de la salida se presenta Trini, un nuevo fichaje procedente de El Ejido, así pues un grupo de 9 personas se dispone a pasar el domingo juntos, Paco, Ana, Jordiman, Reyes, Isa, Inma, Trini, Montse y yo
La idea: salir en coche desde la sede de Fuente Victoria hasta el Pto. de la Ragua y de ahí hacia la Laguna Seca, después improvisaremos según como se vean los ánimos.

La mañana promete, Jordiman quiere más y se levanta a las 6 de la mañana con intención de eludir el coche empezando la subida desde la sede, a oscuras y en solitario, lo oímos desayunar y preparar su bici pero no nos movemos de la cama, nosotros no queremos eludir el coche.

A las 8, puntuales como casi siempre, acordaros de Hueneja, llegan Congrio, Congria y Trini. Reyes, Montse y yo ya estamos preparados pero Isa e Inma han sido mal informadas y llegan a las 8.33, después de esa media hora de espera las ganas de empezar el día se a crecentan así que sin mas dilación que la precisa (cargar las bicis en la furgo) nos encaminamos hacia nuestro punto de partida: “La Ragua”. A Jordiman nos lo encontramos en los arrieros y no se ni cómo, pero conseguimos que él y su bici entren en la furgo, deseamos mas que nunca no ver a la guardia civil.

Dejamos los coches en la Fuente de las Yeguas y le hacemos ver a Trini que es mejor rellenar sus garrafas de agua a la vuelta, ya la habíamos convencido previamente de que el agua de las Yeguas es mejor que la del pueblo. Tras pisar unas lindas plastas de vaca empezamos a pedalear.

Reyes y Jorge se adelantan, Trini va de arriba abajo sin terminar de ubicarse, Isa e Inma cogen ritmo poco a poco, Ana en cola y Montse y yo un poco por delante de Ana, ¿Congrio? ¿dónde está Congrio?, ha olvidado sus zapatos de bici en el coche y ha vuelto a cambiarse……..no termina de regresar y de nuevo desaparece, ¿Dónde está ahora?,………Trini ha perdido sus gafas y Congrio se ofrece a deshacer camino para intentar encontrarlas, esfuerzo en vano.

Durante las desapariciones de Congrio se va formando la verdadera estructura del grupo, a estas alturas Isa e Inma ya comandan el grupo, Isa ha progresado pero que muy mucho.
Sin darnos casi cuenta nos plantamos en Laguna Seca, pensábamos que Isa e Inma nos esperarían ahí pero no, habían seguido y nos esperaban en el cruce de la cuerda con las minas de la Gabiarra, un pequeño piscolabis, una información del terreno y las opciones a seguir y una decisión:
Hacemos la cuerda hasta el almirez y bajamos por las minillas hasta Los Cerecillos, ahí cogeremos hacia el mirador de Mosquera.
Dicho y hecho, nos plantamos en un plis plas y con caída de Reyes incluida (sin graves consecuencias) en Los Cerecillos donde preparamos el campamento base para la comida, comentarios, masajes y declaraciones de amor, que si donde está Jesús, qué ayer llamé a David, que oye mi vida ráscame aquí ó corazón hazme un sitio a tu lado…..”un empalago de amor” donde las sonrisas y caras de amor abundaron entre masaje y masaje.

Reanudamos la marcha y hacemos esos 15 km de media ladera prácticamente sin perder ni ganar cota, un paseo súper agradable con unas vistas de ensueño.
Al llegar al cruce el coto micológico de Paterna con el de ascenso al mirador, Ana, Montse, Reyes y Trini deciden que ya no sufren mas y enfocan sus bicis hacia el bar de la plaza de Paterna previo descenso de unos 10 km, Jordiman, con dolores de rodilla, ya nos había abandonado anteriormente (decidió subir desde los Cerecillos a la cuerda y de ahí a por la furgo que se encontraba en el puerto), así que Congrio, Isa, Inma y un servidor empezamos el duro km que hay desde este cruce hasta el que nos dirige a La Mosquera, las niñas sufren pero sin protestar lo suben, aquí la pendiente disminuye sensiblemente pero la acumulación de km se hace notar y los 5 km que nos separan del mirador se hacen lentos, lentos y casi interminables, una visual, un disfrute paisajístico y cogemos la bajada que nos lleva hasta la furgoneta (Jordiman nos esperaba en el cruce de la carretera), decido ser yo quien suba en la furgo con Jordiman a recoger el coche de Inma y Congrio, Isa e Inma se van en bici a Bayarcal donde esperan con sus refrescos nuestra llegada.

Los recogemos y nos dirigimos a la sede FV donde tras ingerir y recoger unos higos damos por finalizado el dia ciclista con la firme promesa de hacer fuerte esta idea de salir los domingos en plan Kais- Girl, hasta enero como mínimo ya que a partir de esa fecha el baloncesto ciega y quita libertad de movimientos al mas preciado guía de estas chicas que consciente de ello amenaza con esta circunstancia.