153km, la locura

OK, recojo pues el testigo que me lanza el Congrio y procedo con la crónica.

Todo empieza el día anterior:

“LA INCUBADORA”
Que mejor fabrica de ideas que un grupo de MastrinKAIS hartos de cervezas.
Pues sí, fue allí en la casa del Bichito, sin habernos quitado todavía el polvo de la ruta del Calar y tomando un par de cervezas… más!!!! para volver a celebrarlo, cuando surgió el tema. Unos iban a descansar otros iban a cumplir con las familias y otros como yo que no podemos aprovechar bien entre semana y a veces tampoco los fines de semana tenía clarísimo que quería dar una vuelta el domingo. El Congrio dice de subir al buitre pero se muerde la lengua y dice que no lo sabe bien así que allí queda eso.

“EL LAPIZ LOCO”
Después de la ducha y de haber cenado un poco me dio la vena creativa y diseñe una ruta por el gusto de saber si era posible hacerla o no. 10 minutos antes de acabarla me llega un sms que transcribo a continuación:
CONGRIO: “Jordiman! Me retiro de la salida de mañana tio. Ya me contarás que tal. Sorry man.”
A lo que yo le respondo,
JORDIMAN: “Ya te vale ya estoy a punto de acabarla jaja. De todas formas te la envío pa k la veas. Entiendo que estés cansado pero si te animas, a la misma hora y sitio de ayer previo sms.”
Total, la acabo y me sale una BARBARIDAD DE RUTA!!!!!! Yo pienso, esto no lo hago yo ni en dos días: 166kmts y 3000mts de desnivel aunque después del dolor de dedo de tanto cliquear había que intentarlo por lo menos. Se lo envío al congrio y no habían pasado ni 2 minutos cuando el YONKI este de la bici me está llamando diciendo que:
¡¡¡¡¡¿¿¿¿¿¿¿ COMO SE LE PUEDE DECIR QUE NO A SEMEJANTE LOCURA!!!!!!??????

PREPARATIVOS:
Hasta ese momento no era consciente de lo que se avecinaba y fue tras la confirmación del Congrio cuando me entró una mezcla de emoción y mucho respeto a la ruta. Había que prepararlo todo muy bien: Bocadillos, bebida, magic powder etc….. no me podía creer para lo que nos estábamos preparando, pero claro, es que dios los junta y ellos se recrean ¿o no era así?

COMIENZA LA RUTA:
Eran las 7.55 y llevábamos ya dos o tres minutos hablando con el amigo el Piernas en Villa Inés que enganchados. Total, nos despedimos de este hombre y nos dirigimos hacia el mini holywood. Una vez allí, nos/ pero sobre todo ME planteo la subida desde un prisma 100% conservador, lo importante es llegar a Almería en bici y no en ambulancia (ya hablaremos del conductor de la misma más adelante). Mientras me peleo con todas las rampas que suben al puntal, el Congrio juega con su bici a ver si puede subir los cuestones con el mediano en vez de con el pequeño con la escusa de que no le cambia, como si no lo fuéramos conociendo ya. Este hombre está muy fuerte.
La subida se hace muy larga por mi ritmo, por llamarlo de alguna manera “liviano”, pero finalmente llegamos con gran ilusión y apetito donde comiéndonos el primer bocadillo, hacemos comentarios como: Esto ya está hecho, ya hemos pasado todo lo duro, QUE ILUSOS!!!
Agradable descenso hasta Nijar, sumando kilómetros y subiendo la media perruna que llevábamos. Allí repostamos agua en la fuente, rellenamos el bidón con la bebida isotónica y nos paramos en el bar del pueblo a tomar un par de aquarius cada uno. Es que no va a ser todo pedalear ¿¿¿¿nooooo?????
“¡¡¡¡¡Ya hemos llegado a Nijar Congrio, si no lo conseguimos, por lo menos podemos decir que hemos llegado hasta Nijar, después de la paliza de ayer!!!!!!!”
Tras esta frase que se convertiría en el grito de guerra para el resto del día nos ponemos el disfraz de carreteros y nos dirigimos hacia los Escullos. Que cabrón el Congrio y luego dice que el llano no es lo suyo, me imprimió un ritmo de 30kms/hr que solo pude seguir durante algunos kms hasta pasados 3 o 4 de Campohermoso cuando le tuve que pedir que aflojara ya que la goma se iba a romper y así, a un ritmo un poco más ajustado pasamos Fernan Perez.

“¡¡¡¡¡Ya hemos llegado a Fernan Perez Congrio, si no lo conseguimos, por lo menos podemos decir que hemos llegado hasta Fernan Perez!!!”
Seguimos pedaleando y alternando series de pedaleo con series de agradable tertulia para hacer un poco ameno el camino hasta llegar al mirador de la amatista, pasado Rodalquilar, donde nos comimos el segundo bocadillo que casi se me atraganta al escuchar el comentario de una mujer que iba con dos amigas, que nos vio con esas pintas, y nos preguntó que si habíamos subido esa cuesta con las bicis. No le pude responder, el Congrio se encargó de las relaciones sociales en ese momento.
Nos deleitamos con ese paisaje y volvemos a la realidad en la que nos encontrábamos: llevamos 90kmts, nos quedan 70kmts más. Así que cogemos nuestras bicis y nos vamos disfrutando del paisaje hasta los Escullos ¿Qué bonito ehhh Congrio? Estaba el día especial se veían los acantilados cristalinos y el mar como una balsa de aceite un lujo para los sentidos.
Llegamos a los Escullos y guardamos el disfraz de carreteros para volver a ponernos el de montañeros. Hacemos el camino de la costa que une los Escullos con san José, aquí empieza a haber muchas piedras y con los baches nuestros gps a los que ya le iban fallando las pilas empiezan a desvirtuarnos la ruta haciendo apagones puntuales cada vez que vibraban demasiado. Vamos luchando con nuestros gps , con el camino, con el sol, con el polvo pero aún así íbamos contentos ya que rápidamente llegamos a San José donde tras repostar agua dijimos aquello de:

“¡¡¡¡¡Ya hemos llegado a san José Congrio, si no lo conseguimos, por lo menos podemos decir que hemos llegado hasta San José!!!”
Seguimos la ruta, nos dirigimos hacia las playas de los Genoveses y Monsul, nos sorprendemos ya que es octubre y todavía está la playa con gente, aquí nos preguntamos ¿cómo no se nos habrá ocurrido echar un día de playa en vez de liar la que estamos liando? Tras esto afrontamos la subida a la vela blanca, con dignidad pero en el modo económico y no es por nada sino porque ya las piernas iban solas, tu intentabas dar más fuerte pero era imposible, las piernas seguían con su inercia y había que aprovecharlo, poquito a poco y para arriba. Al final, la subida se hizo rápida ya que la agradable conversación y los arranques de desfogue del Congrio que se ponía a hacer series y a derrapar en las curvas subiendo (esta muy mal creedlo) nos entretuvieron hasta el final donde no nos pudimos aguantar y con gran emoción dijimos:

“SI NO LO CONSEGUIMOS POR LO MENOS PODEMOS DECIR QUE HEMOS LLEGADO HASTA LA VELA BLANCA….”
Vamos rumbo hacia cabo de gata y los gps siguen haciendo de las suyas, nos preocupamos enormemente ya que sabíamos que si no llegábamos con el track completo sería como el cazador que vuelve sin la presa a casa. Es entonces cuando me toca sacrificar mi track para donarle mis pilas al Congrio que así podría intentar grabar la ruta, aunque, no las teníamos todas con nosotros ya que a mí ya me habían avisado de batería baja.
Fuimos apurando pilas hasta la playa del charco, pasado cabo de Gata, donde llamamos al amigo Ambus que estaba en el camping y a quien le pedimos el favor de que nos bajara pilas a la playa. El tío perro nos dijo que subiéramos nosotros, se la tenemos guardada. Yo ya no podía desviarme, tenía el piloto automático y si paraba o me desviaba podría ser fatal, así que el Congrio echó mano de mis pilas y se las cargó en el gps.

Fueron funcionando meridianamente bien hasta llegar a la Jaima, donde la combinación de baches y falta de batería nos obligaron a quitar el gps del soporte y llevarlo en la mano hasta Costacabana, tenías que ver a ese tío con nombre de pez de larga cola con un gps en una mano y haciendo fotos con la otra, no dejaba de asombrarme.
Siento haberme alargado tanto pero es que son muchos kilómetros, solo falta mencionar el ataque de euforia al llegar a la universidad donde en el video se puede ver la celebre frase pero ya modificada “ si hemos llegado hasta la universidad llegamos a la casa aunque sea arrastrando” y alguna otra frase, que entiendo debía estar provocada por el cansancio que era algo así como “jooooo tio solo van a salir 150kmts” jejejejejeje.
PD.- ESTO HAY QUE REPETIRLO PERO CON MÁS PILAS Y BAJANDO A LUCAINENA: 170KMTS Y 3000 MTS DE DESNIVEL. AHÍ QUEDA ESO.

Ya me lo decía ayer en plena ruta: “Congrio, podríamos hacer una salidica mañana… subimos al Buitre?”
Yo la verdad que no tenía buenas sensaciones y además debía encargarme de varios quehaceres domésticos así que le fui dando largas. Pero ya después de salir de casa del Presi (fuimos generosamente invitados a zumos de cebada y aquarius) él seguía con su pensamiento de salir. “Vente, si vamos a hacer una salida inédita que tengo ganas de ver”. Yo le digo que no, que otro día y él me dice que esta noche me manda el track por si acaso me animo.

Total, me llega el track a las 22.30 y veo un 1 un 6 y otro 6… ésto está mal, vuelvo a leer “ciento sesenta y séis”. Si, está mal, pero su cabeza!!!!
Lo llamo por teléfono y le digo “Cabrón! como le voy a decir que no a semejante locura??????”

Y así, a las 8.00 estamos en Villa Ines para comenzar esta locura, que aunque al final “solo” salieron 153km y 2900 de desnivel, ha sido una de las mejores salidas de los últimos tiempos!

La crónica se la dejo a Jordiman, que hay muuucho que contar y yo os doy las fotos y demás (el vídeo durante la semana)

Captura de pantalla 2009-10-25 a las 21.15.23
Captura de pantalla 2009-10-25 a las 21.16.14