Laguna seca no está seca (actualizado)

Os noto vagos, así que me pongo manos a la obra con la crónica, no sin antes hacer mención a la ausencia de Germán que siempre se nota pero sobretodo a posteriori, es decir al momento de hacer las crónicas, ¡Germán te echamos de menos!, y como no a la ausencia de Bichi, que por lo visto la caída tuvo mas consecuencias de las aparentes ya que ni se presentó a la salida ni avisó como se debe “ni na de na”, al parecer el hombre del tiempo y su predicción lo destituyeron de Mastrinkais, ¿o es que un Mastrinkais se queda en su casa por una amenaza de tormenta?.

Dicho esto me enfrasco en la crónica;

Todo empezó días atrás, recibí un mail con unas fotos que atestiguaban la no sequedad de la laguna seca, hecho insólito, así que se me ocurrió que había que subir y había que hacerlo como los mastrinkais en bici y haciendo caso omiso del “hombre del tiempo”. Dicho y hecho, se abrió un posit y se apuntaron Bichito (que luego resultó fallido), Laureano, Champo (que puso condiciones), Alejandro, Víctor, Ángel, Jordiman y un servidor, a última hora el infalible Congrio haciendo planes y virguerías para estar, casi, en dos sitios a la vez también se apuntó.

Aceptando las condiciones de Champo pongo la hora de salida a las 9.30 de la mañana pero para Jordiman y para mi la ruta empezó el viernes por la tarde noche, al llegar a Fuente Victoria y con nuestro vicio habitual, hicimos una media hora de búsqueda y recolección de espárragos silvestres en treinta minutos y entre dos luces nos hicimos con un buen “puñao ó manojo”, procedimos a su preparación e ingestión bien regada con lo que la noche pasó rápida y la velada excepcional.

Cuando a la mañana siguiente sonó el despertador en mi cama no yacía mujer alguna, en la de Jordiman tampoco ¿Qué hacer? nuestras damas no están, no podremos hacer alusión a ellas en la posible crónica, ni comparar su belleza con las de otras damas antes nombradas, ante esto y como buenos mastrinkais nos desperezamos engullimos con tranquilidad nuestros desayunos y esperamos pacientemente la llegada de los compañeros.

Efectivamente llegan con puntualidad, en la furgona de Angel, además de el mismo, vienen Alejandro y Congrio, montado en su bici (el coche lo dejó en la plaza del pueblo) aparece Víctor, son las 9.15 tienen el tiempo justo de descargar montar las bicis y partir, la hora de salida era la 9.30 se va acercando esa hora y Laureano y Champo no aparecen, a las 9.31 con lo que él llama “puntualidad suiza” aparece Champo que portea al pobre Laureno resignado con su suerte “suiza”. Bromas, comentarios y por fin salimos, no llevábamos ni un km pero como decidí hacer una salida del pueblo hacia Laujar por la vega (lo que se ha dado en llamar salida bucólica) pues tuvimos que parar a esperar a alguien que había olvidado algo y que no sabría encontrarnos por mucho que corriese, así que entre unas cosas y otras salimos a las 10 de la mañana,

Congrio tenía que estar en la Calahorra a las 4 de la tarde por lo que tendríamos que subir con un cierto ritmo, así se hizo, después de los 3 primeros km de calentamiento se impuso un ritmo que Laureano no podía seguir, con aire de bondadoso y con Laureano como excusa me descuelgo para que no pedalee solo, de vez en vez bajaron Alejandro y Congrio, Ángel había cumplido en esos tres primeros km de calentamiento, así que tranquilamente los de atrás y ni imaginarme quiero los de adelante nos dirigimos hacía la cuesta imposible, también denominada “c ´est ne pas posible” , antes de llegar a ella ya hicimos comentarios de su dureza y características, estaban todos avisados y prevenidos, a pesar de ello resultó imposible para todos excepto para Jordiman (espero no haberme equivocado en esta afirmación, ya que yo no estaba allí, pero me parece recordar que asi se comentó).

Desde aquí hasta el cruce de la bajada a las minas de Beires la marcha fue tranquila y bastante agrupada, pero a partir de ahí decidí probar a ver si tirando alguien me relevaba en la custodia de Laureano y a mi hachazo reaccionaron Champo, Victor y Jordiman, estos dos últimos apretaron el pistón y me sacaron de punto, cuando lo recuperé ya era tarde no pude mas que disminuir la distancia en la cumbre del Buitre, Champo se quedó conmigo y yo con su conversación.

En la cumbre reagrupamiento y alimento con las primeras gotas de llovizna, en ese punto vemos acercarse a tres ciclistas capitaneados por Guillermo y con la equitación de geo-natural, saludos y recuerdos para Diego, pedaleamos todos mas o menos juntos y a un ritmo “suavón” durante los 15 km de cuerda hasta la laguna seca, estos 15 km resultaron espectaculares por su belleza tanto del entorno como de las vistas, un entorno con torrentes de agua a cada momento con ese sonido tan peculiar y cadencioso del deshielo (Jordiman aprovecha y rellena sus botes de esa agua con osmosis inversa y sin minerales, si Champo seguramente será pobre en minerales pero es riquísima en sabor).

Con ese ritmo trotón nos plantamos en la laguna y allí después de fotografiarnos nuestro amigo Congrio se despide para poder llegar on time a la Calahorra, después de la comida nos quedaba lo mas espectacular de la ruta los grandes y desniveladísimos ventisqueros, que aunque no muy largos si resultaron mas abundantes de lo que imaginábamos. Superados los ventisqueros nos plantamos en La Ragua y después de rellenar los botes en la fuente de las yeguas afrontamos un largo y rapidísimo descenso que se ve interrumpido a la salida de Bayarcal con unos 4 km de subida, suave pero matona, bueno muy matona para Laure que venía ya tocado, Victor me informa de la circunstancia y decidimos esperarlo visitando una “era abalconada”, joya de la sabiduría popular de hace ya unos siglos, una era fantástica que solo disfrutamos los limpios de corazon que esperamos a Laureano.

El final de fiestas con el jamón, las botas, las habas y otras delicias no lo detallaré para no putear al Congrio, ese hombre que quiere parecerse a Dios haciendo parecer que está en dos sitios casi a la vez.
Hasta la próxima y felicidades y gracias a quien haya aguantado el ladrillazo hasta el final

Fotos Alejandro

Fotos Ángel

Fotos Champo

Fotos Congrio


Ruta en bici 177819 – powered by Bikemap 

imagen-2imagen-3

Hola a todos, me han dicho que la laguna seca tiene agua, he subido cientos de veces y nunca la he visto asi, por eso este finde vamos a subir, Jorge yo y alguien mas y por supuesto os lo decimos por si quereis apuntaros, la idea es salir de FV y subir bien al Buitre por la villa turistica y luego hacer la cuerda hasta La Ragua (parando en Laguna Seca) y bajar por carretera ó bien subir al Almirez por alguna de las 4 ó 5 rutas que hay de ascenso y luego la misma cuerda, si hay algún interesado que contacte y ajustamos los detalles.
saludos a todos